El 25 de noviembre de 2019, celebraremos nuestra novena edición de Besa-la.

Estamos pendientes de confirmar la ubicación de nuestro photocall.

 

Los celos no son amor,

son un síntoma de inseguridad.

 

 

Ni golpes que duelan,

ni palabras que hieran.

 

 

 

No es no.

 

 

El silencio es letal en el maltrato hacia la mujer.

Sé valiente y denuncia al agresor.

 

 

 

Si duele no es amor.

 

 

 

La educación es responsabilidad de todos.

 

 

Si eres testigo, de una situación de violencia machista

¡denuncia!

 

 

És necesario una reeducación del significado de la palabra amar, que nunca puede ser sinónimo de maltrato o violencia en ninguna de sus vertientes. En cambio, sí que podemos hacer una demostración de amor o cariño, y ¿Qué puede ser mejor que un beso de amor?.

Para constatar la importancia que tiene este problema, pretendemos hacer un llamamiento a la sociedad que refleje la gravedad de este, convocando actos públicos en apoyo a las mujeres que son víctimas de violencia machista, y que tengan estos la mayor repercusión posible.

Citamos a las personas que quieran venir con su pareja, amig@, compañer@… a pasar por una plaza céntrica (a determinar en cada población) para que delante de una cámara fotográfica y de pareja en pareja, se den un beso de amor, como símbolo de cariño y en repulsa de la violencia de género.

No es un concurso de besos, estamos solicitando que cada pareja, al besarse, reflexionen sobre el hecho de amar y expresen públicamente su rechazo a la violencia.

Las donaciones recaudadas se entregarán a la casa de acogida que da refugio y asistencia a las mujeres que en nuestra ciudad deciden escapar a su maltratador.

 

 

Gestiona la casa de acogida:

Contra la violencia de género, Besa-la. Mallorca.